Fue de las primeras plataformas de venta en internet para música que surgió en el planeta en Portland, Estados Unidos. CD Baby se convirtió con el paso de los años en el modelo del Hágalo Usted Mismo (Do It Yourself) que, con la llegada de las nuevas tecnologías y la caída del modelo que la industria discográfica tenía, le exigió al músico transformarse en emprendedor y hacer uso de la innovación no sólo para el desarrollo de su creatividad sino también para dirigir su carrera.

Actualmente, además de seguir distribuyendo música, CD Baby ofrece materiales de instrucción, guías prácticas en PDF descargables –en inglés y español- para comprender y hacerse cargo de asuntos como: difusión en redes, elaboración de press kits, organización de tours, cómo conseguir tocadas, qué considerar para sonar en vivo adecuadamente, cómo subir y administrar la música en streaming, cómo cobrar regalías, entre otros. Es la librería digital para la autogestión musical, para quien lo consulta. A tal punto ha crecido el proyecto, que desde hace un par de años convoca en Chicago, Estados Unidos, un seminario de capacitación en vivo denominado: CD Baby’s DIY Musicians Conference, donde expertos de diversas áreas del management, music business y claro, lo artístico, comparten sobre las mejores prácticas y casos de éxito.

Con ese antecedente y siendo México uno de los mercados clave para la industria de la música grabada, en vivo y en streaming para Latinoamérica, CD Baby ha determinado poner oficinas en nuestro país dando la dirección de ésta a un experimentado músico y emprendedor, Mario Sánchez quien tras su paso como parte del grupo Austin TV, creó el sello discográfico Industria WIO para atender la abundante y variada escena musical independiente underground que hay en el país.

Camino andado

Mario recuerda así la atracción que este proyecto le generó: “Desde que supe del sitio me pareció interesante. Yo aún tocaba en Austin TV y lo que sabía era que lo arrancó un estudiante de música en Portland, empezaron vendiendo discos cuando todavía el comercio digital por internet era complicado; como banda se me hacía bien padre que les podías enviar 5 o 10 discos y ellos los movían en todo el mundo a través de internet. Cuando llegó la revolución digital, las plataformas de venta en streaming cambiaron y ahí subimos los primeros discos de Austin hace 8 años y lo que ocurrió me dio la pauta para mirar que el comercio digital de streaming tenía algo, era una alternativa real para vender tu música.

Hoy hay muchos puntos a favor y en contra del asunto, pero para los artistas independientes, creo, es lo más increíble que pasó porque actualmente sacas un sencillo desde la CDMX y te pueden escuchar en Japón, en ese mismo instante. El  el asunto digital creció tanto y no sólo lo digital –en cuanto a oferta- sino también el consumo de la música digital y la creación de la misma”.

Ese exceso creativo es el que ha rastreado Mario desde su sello Industrias WIO, empresa que también le permitió comprender más la nueva forma de consumo de la música: “Mi hermano no escuchaba tanta música, oía lo que le gustaba y conseguía sus discos, punto. No le importaba adquirir más pero hoy, a partir de que abre una plataforma de streaming, encuentra playlists y escucha de todo; conoce y eso me ha dado la pauta de pensar que si él, que no tiene nada que ver con la música está escuchando tanto, los que sí estamos involucrados con ella escuchamos el triple o más. Y entonces me pasó a mí, escuchar y escuchar me doy cuenta del talento que hay en México, siempre lo ha habido pero hablo de una escena independiente, underground, emergente que empecé a conocer cuando estaba en Austin TV; que está más allá de las plazas que ya conocemos como CDMX, Guadalajara y Monterrey, hay tal cantidad de proyectos en plazas como Colima, Mérida, que no sabes, una cosa increíble.

Pero ocurre que no encuentras cómo acceder a su música. Y eso nos pasó incluso con Austin, llegábamos a Colima y si preguntábamos dónde conseguir nuestros discos, nos decían que los tenías que pedir en Sanborn’s porque no había otra tienda o forma de adquirirlos. Me quedó muy claro lo difícil que es hacer que la música llegue a todo el país; entonces, al llegar el asunto digital y, además cuando se legaliza éste, obvio se treparon muchos artistas; luego arranqué el sello para  recopilar bandas o grabaciones perdidas, los empecé a jalar y fue justo por eso que me contactaron los de CD Baby, el corporativo, porque les pareció interesante lo que realicé. Coincidimos en los fines y me invitaron a participar para tener presencia directa en México”.

Plataformas digitales, el nuevo radio

“Estoy muy contento de que esto ocurra porque yo mismo me di cuenta que había muchísima música pasando en México y ellos, al ver sus estadísticas, notaron que empezaron a subir los ingresos de música del país, y dijeron, aquí hay algo por hacer. No creo que nos estemos dando espacio para tanto: en la radio hay dos o tres estaciones de música alternativa, una de jazz y una de clásica y no creo que haya espacio para todo lo que tenemos ni foros. Por eso es una maravilla que tengamos estas plataformas, cada quien su o sus favoritas, pero en ellas ocurren cosas increíbles como esta herramienta valiosa que son las curadurías de playlists; se han convertido en el nuevo radio. Son un escaparate donde ocurren casos bien interesantes de artistas como Marcol, o un chico de Guadalajara que se llama Carranza, que de la nada subimos su música a las plataformas y de pronto alcanzó 500 mil plays, cosas que ni Austin TV tiene. Eso me hace sentir súper bien porque yo ya viví de la música estando en los escenarios, ahora me mantengo con esa filosofía buscando esta línea musical que permita conectar con todos. Ahora lo hago desde otro lugar, quiero impulsar a los buenos talentos”, expone entusiasta Mario.

Los planes en suelo azteca

Lo principal, crear vínculos: vasos comunicantes. “Debemos identificar a las personas que están en la industria, acercarnos para nutrir las experiencias y ampliar el espectro de acción porque eso nutre un motón. Por otro lado, lo que más me gusta de CD Baby es que empoderan al artista independiente; digo, puedes firmar con un major label y será bueno o malo según lo que busques en tu carrera, pero si tú lo que quieres es ser el dueño absoluto de todo lo que tiene que ver con tu carrera -grabaciones, cobrar el dinero por ventas, tener el mejor porcentaje de regalías, entre otros- ésta es la mejor opción porque CD Baby no sólo te sube la música a las plataformas digitales sino que también te da muchas herramientas para que aprendas. Tiene un blog que se llama Musico DIY y además de que está en inglés y español, pone al alcance de cualquiera herramientas donde se explican un montón de cosas: cómo hacer que más gente vea tus videos de YouTube, cómo se  genera el dinero en las plataformas digitales, cómo armar la logística y producción de tours, cómo enviar tu música al radio, etcétera. Y todo es gratis. Eso es el gana-gana y eso la hace una empresa especial porque no se busca forzosamente venderle algo al artista sino que busca posicionarlo y que tenga las cosas ahí en la mesa; bueno, mi función es comunicar esto y hacer vínculos”.

Music Meetings en puerta

Ya en acción, el plan es convocar a las Music Meetings donde la misión será explicar cómo funciona CD Baby y por qué es la mejor opción. “Arrancaremos en Monterrey, Tijuana, Guadalajara y Mérida. En CD Baby tenemos más de 6 mil artistas mexicanos ya ingresados pero yo creo que faltan, de menos, otros seis mil porque hasta mi vecino tiene un proyecto de música clásica interesante que valdría la pena registrar porque en verdad, hoy no sabes dónde te pueden escuchar y qué impacto podría tener tu música. Aquí ya hay un cúmulo de experiencias y métodos conocidos, se trabaja a favor de los artistas, por eso ni siquiera lo dudé cuando me hablaron. Como músico también sé que si bien no soy el vocalista de Café Tacvba, vaya que pudiera gozar de un reconocimiento público de ese nivel, sí represento algo con lo que me identifico y Austin TV es una bandera de la independencia, por lo que compartir esa experiencia es para mí crucial.

Entonces, ya estamos con la estructura de esta gira. Vamos a Mérida, por ejemplo, porque sabemos que allá hay muchos artistas trabajando, está excluidos no porque no se les escuche sino por algo tan básico como el acceso al lugar… comprendes cómo impactan esas cosas. El segundo paso es armar convenciones con los expertos de la música y el medio; armar una base de contactos, enviar mails, contactar con los colegas, hacer anuncio público de esta labor e invitarlos a que se acerquen”.

No hay excusas, los pioneros del Hágalo Usted Mismo están en casa; recíbalos y saque el provecho de mandar usted en los destinos de su carrera musical.

Related Posts